Una de las dependencias que, particularmente, está integrada por mujeres es el Instituto de Estudios Políticos (IEP) de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Políticas de la Universidad Autónoma de Bucaramanga (UNAB). Una economista, una antropóloga, una trabajadora social, una politóloga y una estudiante de Administración de Empresas conforman el equipo de trabajo que orienta este centro de estudios, pionero en la región, sobre el cual recae la responsabilidad de generar conocimiento, sobre la base de la ciencia política, a partir del análisis de fenómenos sociales y el aporte de soluciones a problemas críticos que se evidencian en nuestro medio.

El IEP está localizado en el quinto piso del edificio de la Biblioteca Luis Carlos Galán Sarmiento, en un recodo cuya panorámica da hacia la quebrada La Iglesia, una vista privilegiada hacia uno de los pulmones con los que cuenta Bucaramanga en sus cerros orientales. “El Instituto tiene una línea específica relacionada con asuntos de género y nosotras independientemente, de manera transversal, hemos venido incluyendo el enfoque de género en todos los proyectos que desde el Instituto impulsamos”, define su actual directora, María Eugenia Bonilla Ovallos.

En Mayúsculas les preguntó sobre el feminismo, los movimientos sociales como el #MeToo y la equidad de género, a propósito del Día Internacional de la Mujer, una fecha que no puede ser confundida como una más dentro del calendario comercial del año sino que sirve para conmemorar la defensa de los derechos de la mujer, luego de un desenlace trágico, el 8 de marzo de 1875, cuando las operarias de un fábrica textil en Nueva York (USA) fueron violentamente reprimidas por la Policía, cuando protestaban por los bajos salarios (ganaban la mitad de los hombres), provocando la muerte de más de cien mujeres.

“Lamentablemente la información que encontramos hoy en día en los medios de comunicación, casi la mayoría, es desinformación social. Realmente creo que no se conoce qué es el feminismo y cuál ha sido su trayectoria. Si algunas mujeres estamos en la universidad, si tenemos una cuenta de ahorros, si podemos votar, entre otras, es gracias a las luchas feministas y eso se ha olvidado, sería bueno poder recuperarlo”.

“Estar integrando un grupo solo de mujeres es normal, representa la posibilidad de construir formas de trabajo de manera distinta, sin caer en los estereotipos de género, pero sí estableciendo unas relaciones diferentes, más sororas, solidarias, más horizontales, que permiten explorar otras alternativas de alianza, de cooperación entre nosotras pero también con los estudiantes, y sobre todo, cuando hablamos de estudios políticos, a pesar de que ha sido una disciplina más o menos equitativa, han estado dominados por hombres”.

“Yo considero que en las violencias de género el silencio es lo que, precisamente, hace que la violencia persista y que los victimarios están impunes. Yo pienso que el #MeToo es romper ese silencio y es un primer paso para que se identifiquen y se reconozcan las violencias contra las mujeres. Digo un primer paso porque la experiencia que hemos tenido en las investigaciones que hemos hecho, sobre todo en el tema de trata de personas, es que no basta con decir ‘a mí me sucedió’ sino que se requiere un sistema judicial que no revictimice a la persona que dice ‘yo fui víctima’, se necesita un sistema judicial que pueda restituir los derechos de esa persona”.

“Trabajar al lado de investigadoras da la ventaja de estar aprendiendo constantemente sobre diversos temas, cada investigadora tiene un tópico específico que me ayuda a crecer junto con ellas, conocer y acompañar esos procesos”.

“Nos damos cuenta que a futuro es indispensable que surja una oferta específica como una maestría en género, equidad e igualdad, ese es uno de los proyectos que en el Instituto tenemos en este momento. Hemos contribuido también con Educación Continua para fortalecer las capacidades de las mujeres en ejercicios de liderazgo político en el departamento (Santander)”.

Jakeline Vargas, Nadia Pérez, María Eugenia Bonilla, Catalina Ramírez y Ángela Díaz

Tabla Técnica

Fecha 
Mar 12, 2020
Tipo 
Noticia