“Tengo corazón y entrañas de maestra desde muy temprana edad”

Licenciada en Educación Preescolar de la UNAB, es especialista en Pedagogía y Didáctica de la Literatura Infantil, y se desempeña como docente cátedra del programa de Educación de la Universidad desde 1989, y productora artística de teatro infantil e investigadora en el área de pedagogía y estrategias didácticas para la educación mediante la lúdica. Hablamos con ella y esto fue lo que nos compartió.

¿Cuándo y cómo descubrió el amor por la docencia?

Cuando estaba pequeña me encantaba jugar a la “Profesora “y organizaba todo un salón de clase ubicando mis muñecas o invitaba a mi hermano menor a que fuera mi único estudiante y recibiera mis lecciones con tareas, felicitaciones y sanciones. Estudié en la Escuela Normal Superior de Bucaramanga, desde tercero de primaria hasta el día de mi graduación. Allí recibí una excelente formación pedagógica que me permitió ejercer como maestra a los 17 años.

¿Qué le motivó a escoger el programa de Licenciatura en Educación de la UNAB?

Siempre tuve en mente estudiar Licenciatura en Educación Preescolar y sabía por referencias de mis maestras de la Normal, que el programa de la UNAB era de gran prestigio y trayectoria académica. Así que me decidí por este programa y no me he arrepentido nunca. La propuesta de mi formación fue excelente.

¿Cuál ha sido el acompañamiento que le ha brindado la Universidad como graduada?

La Universidad Autónoma de Bucaramanga apoyó la publicación de mi libro “El Telón del Juego” que contiene obras de teatro infantil que han sido llevadas a escena en diversos escenarios de la ciudad. El programa de Educación apoya la realización de eventos artísticos que lidero desde mis cursos de Literatura infantil, Música y Expresión y Núcleo, y Juego y creatividad, como recitales y obras de teatro. Como egresada fui vinculada como docente desde hace 26 años.

Isaac Bashevis Singer, Nobel de Literatura 1978 y autor ocasional de libros para niños sostenía que siempre era mucho más fácil escribir un libro de éxito para  adultos, que  uno para  chicos. ¿Qué puedes decir al respecto desde tu experiencia?

Comparto totalmente la afirmación del autor, entre más pequeños sean los lectores, más exigente es el uso del lenguaje para el escritor, pues los niños que aún no manejan su lengua materna con propiedad, tienen gran profundidad en su pensamiento y percepciones del mundo, pero carecen de dominio del lenguaje para expresarlo. Los escritores infantiles tienen muy presente esta realidad y el esfuerzo de presentar textos significativos con un lenguaje estético, profundo y limitado en palabras, no es asunto fácil.

Tú labor ha estado encaminada a la promoción de la Lengua de Señas en Colombia a partir de la Literatura infantil  lo cual es un gran reto en una comunidad educativa donde la mayoría de la población es oyente, “En–Señemonos” nació para contribuir a tal fin, podrías contarnos ¿cómo ha sido tu experiencia trabajando en dicho proyecto?

Mi compromiso con la inclusión de la comunidad sorda y las minorías indígenas de la Escuela Normal Superior de Bucaramanga se ha concretado en Proyectos de Promoción de la Lengua de Señas Colombiana a  partir de la literatura infantil y los lenguajes expresivos. Los Proyectos tienen por nombre En-señemonos y Palabrario para Encontrarnos. Estos Proyectos han tenido impacto a nivel local y nacional. En especial el Proyecto En-señemonos ha recibido galardones y distinciones como: Mejor experiencia educativa para la Promoción de la Literatura Infantil, otorgada por el Instituto Municipal de Cultura. Mejor experiencia educativa para la formación de la cultura de paz en Bucaramanga, distinción de la Fundación Comultrasan, primer lugar en el galardón a la excelencia docente otorgado por la Secretaria de Educación de Bucaramanga y la Cámara de Comercio, Experiencia significativa seleccionada entre las 50 mejores experiencias del País por el Ministerio de Educación Nacional.

Producto de este trabajo, la Secretaría de Educación editó el libro “Juguetario para En-señarnos “que contiene la sistematización de esta experiencia para promocionar la Literatura infantil y la Lengua de Señas Colombiana.

¿Quisieras compartir con tus colegas y  quienes se encuentran aún en formación, un consejo para su vida profesional?

Dar consejos es algo verdaderamente complejo pues siempre hay buena parte de subjetividad en lo que se percibe como orientación, tal vez lo que para algunos es un principio rector de la acción en la profesión, para otros puede no serlo. Hay algo en lo que creo y trabajo con empeño y es en vincular los procesos creativos y artísticos a los procesos de enseñanza. El arte enriquece y sensibiliza hacia miradas más humanizantes del acto de enseñar y de aprender. El arte  integra, acerca, libera, expresa y ayuda sin duda, a construir pensamiento crítico en los estudiantes de todas las edades. Se debe abrir la puerta a las expresiones artísticas en todos los niveles educativos, es necesario creer en él para la formación integral de las personas. Se debe trascender del discurso a la acción, no basta con argumentar la importancia del arte en las instituciones educativas si este está ausente de los procesos de formación.

 

Conozca más sobre el trabajo de esta docente, en este enlace, con la obra de teatro infantil en Lengua de Señas Colombiana: Historia para Sembrar. 

 

 

Tabla Técnica

Autor 
Fecha 
Feb 14, 2017
Tipo 
Noticia