Por Daniela Pach?n Rivera

Periodico15@unab.edu.co

Del lat?n cl?sico pas? al lat?n vulgar, luego se convirti? en el dialecto de una regi?n de Espa?a y finalmente fue adoptado en las Am?ricas como nuestro idioma espa?ol. Pero sus cambios no se detuvieron ah?. Para los semi?logos, las lenguas evolucionan en el tiempo por el uso que le da la comunidad y no los acad?micos. ?La masificaci?n de los medios de comunicaci?n en los ?ltimos 30 a?os y la llegada de otras visiones del mundo a trav?s de la tecnolog?a est?n provocando que nos comuniquemos con t?rminos que no entendamos todos y que el idioma pierda su legitimidad?, asegura la semi?loga de la Universidad Industrial de Santander, Maribel Berm?dez.

El inter?s en hacer parte de la globalizaci?n y usar las nuevas tecnolog?as junto con sus t?rminos, est? logrando que se reemplacen nombres originales de la lengua por otros ajenos. ?La comunicaci?n por Internet se presta para que desplacemos las palabras por im?genes o emoticones y sonidos, lo que se define en el campo de la semi?tica como sincretismo, presencia simult?nea de c?digos de significaci?n y de comunicaci?n?, explica el ling?ista y docente de la escuela de idiomas de la UIS, Horacio Rosales.??????????

La apropiaci?n de t?rminos en ingl?s, por ejemplo slash en lugar de barra diagonal, pagar por asistir a un show y no por un espect?culo, estudiar marketing y no mercadeo, entre otros, no s?lo se debe a los avances tecnol?gicos, ?tambi?n influyen nuevas tendencias, el prestigio, la gente que busca construir una imagen social aceptable y cree que tiene que ver con usar los t?rminos de moda; ahora dicen ?est? muy quiut! por decir ?est? muy lindo!? comenta el ling?ista y docente de literatura en la UIS Fredy Zapata y agrega que ?el lugar donde el espa?ol est? perdiendo fuerza es en Internet porque para la Sociedad de la Informaci?n este idioma es como si no existiera?.

Los extranjerismos comerciales
La ley 002 del c?digo de comercio en Colombia, llamada Ley de defensa del idioma, ordena que todo documento oficial, nombre de establecimiento industrial y comercial, centros culturales, sociales, deportivos y en general todo el que est? abierto al p?blico, se debe expresar en lengua espa?ola. ?Esta norma no se cumple, permanece como letra muerta en el archivo de las dependencias oficiales y de la C?mara de Comercio. Hoy en d?a vemos que no s?lo Bucaramanga sino el pa?s est? invadido de call center,?spa, beer house, sun off y muchos otros nombres extranjeros?, argumenta el profesor Enrique Ordo?ez.Por su parte, la administradora de empresas Mar?a Fernanda Olave, responde que ?en el momento de pensar en un nombre para una tienda o empresa con posibilidad de exportar los productos, es mejor que sea en ingl?s para lograr mayor reconocimiento?.

A pesar de que existe presi?n social por parte de los medios de comunicaci?n y las nuevas tecnolog?as para estar al tanto de nuevos t?rminos, hay quienes consideran que se puede evitar el aceleramiento de cambio. ?Los profesores de espa?ol y comunicadores podemos buscar el equivalente a cada una de esas palabras; por ejemplo r?cord, en espa?ol ser?a registro, as? ocurre con muchas otras. Se trata de impedir que se desplacen nombres innecesariamente?, se?ala la docente de la Escuela Normal Superior, Lucila Gualdr?n, y recuerda que ?hace muchos a?os, se llamaba a los ni?os por el santo del d?a de su nacimiento, pero desde la d?cada de los 80, los nombres estaban determinados por los programas de televisi?n que en su mayor?a eran de Estados Unidos?.

En cuanto al mal uso del espa?ol, se encuentran los vulgarismos que se han institucionalizado en las conversaciones tanto de j?venes como de adultos. El constante nombramiento del ?marica? desde el inicio hasta el final de la conversaci?n ha hecho que para algunos se convierta en costumbre sin tener en cuenta su verdadero sentido. Seg?n el diccionario de la Real Academia Espa?ola, el t?rmino hace referencia a insulto con los significados de hombre afeminado u homosexual, sin embargo la estudiante de Derecho de la Universidad Santo Tom?s, Sandra Castro Oviedo, cuenta que ?se ha convertido casi en un h?bito para hablar de una manera informal con alguien que se tiene confianza, sin tener en cuenta lo que significa?.

El periodista Jairo Cala Otero, quien ha creado una p?gina Web como campa?a para hacer buen uso del espa?ol, considera que ?en esa costumbre influye el contexto social de la persona. No podemos decir que por escucharla tan seguido me es normal y permito que los adjetivos preferidos para referirme a mis amigos sean ?marica o huev?n??. Estos vocablos han perdido su esencia y con los a?os dejaron de producir ofensas para ser aceptados en muchos c?rculos sociales y ser nombrados hasta diez o m?s veces en pocas frases.

?La celebraci?n de nuestro idioma

Es tal la preocupaci?n de los institutos culturales por evitar el mal uso de la lengua que han impulsado nuevas estrategias. En el caso del D?a del idioma, no quieren mantener la antigua tradici?n de las izadas de bandera y la tarea de los estudiantes ?que consiste en engalanar las aulas y los pasillos del plantel con carteleras que contienen la biograf?a y dibujos de Miguel de Cervantes Saavedra, adem?s s?lo dejan trabajo al encargado del aseo para recoger y echar a la basura?, opina el profesor Ordo?ez.

Desde hace dos a?os el Instituto Municipal de Cultura de Bucaramanga, realiza la semana de las letras, conferencias, foros televisivos y radiales, exposiciones, lecturas de libros en voz alta en las que participan ni?os, j?venes y adultos? hasta terminar de leerlos. Adem?s, han dedicado el mes para celebrar junto con esta fecha, el d?a de los derechos de autor, del bibliotecario y a partir de este a?o el d?a nacional del libro.

Los poetas de Santander han querido que tambi?n se les de importancia y reconocimiento a su trabajo, es por esto que programan lecturas y foros sobre sus libros para recordar a escritores santandereanos como Aurelio Mart?nez Mutis, Ismael Enrique Arciniegas, Enrique Otero, entre otros, con el prop?sito de fomentar la lectura, la poes?a y la promoci?n de libros del departamento.

Para el poeta chileno Patricio Larrota, este inter?s tambi?n se debe a que uno de sus temores es que la Internet desplace los libros. ?No podemos negar los beneficios de las nuevas tecnolog?as, por eso insistimos en que no es lo mismo leerlo en un computador que tenerlo f?sicamente?. Sin embargo, a diferencia de Larrota, el bibliotec?logo N?stor Sa?l Solano, afirma que ??stas tambi?n han impulsado al uso de los soportes tradicionales, por ejemplo, Harry Potter, el Se?or de los anillos y las Cr?nicas de Narnia son algunos de los libros m?s pedidos, hasta hay un club de lectura en estos g?neros porque las pel?culas han disparado el consumo del libro.

Pese a la preocupaci?n de docentes, ling?istas, semi?logos, bibliotec?logos y poetas por la adopci?n de nuevos t?rminos, coinciden en que es inevitable que los vocablos extranjeros sigan irrumpiendo en el espa?ol. Como ejemplo exponen que los cambios de la Real Academia Espa?ola se presentaban cada 20 o 30 a?os, los ?ltimos obedecieron a seguimientos de 5 a 10 a?os.

Archivos Adjuntos

A la hora de pensar en el nombre de una nueva tienda o almacén, predomina el inglés. /FOTO DANIELA PACHÓN

Tabla Técnica

Autor 
Portales 
Categoria 
Fecha 
Desde Abr 21, 2008
Hasta Abr 27, 2008
Tipo 
Noticia